Conservar el poder de los glucocorticoides para combatir la leucemia

Erik Bonten, Steven Paugh, Ph.D. y  William Evans, Pharm.D

Los esteroides llamados glucocorticoides forman parte de la quimioterapia que ha transformado el tratamiento de la mayoría de los cánceres infantiles más comunes. Actualmente el 94% de los pacientes de St. Jude Children’s Research Hospital con leucemia linfoblástica aguda (ALL, por sus siglas en inglés) se convierten en supervivientes a largo plazo. Pero aquellos con células cancerígenas resistentes a los esteroides podrían no obtener tan buenos resultados.

Los científicos de St. Jude buscaron los genomas de cáncer de los pacientes con ALL para averiguar de qué forma algunas células de leucemia podrían resistirse a los esteroides.

En las células de leucemia resistentes a los fármacos, los genes CASP1 y NLRP3 eran más activos. El NLRP3 elabora una proteína que funciona como un interruptor de encendido para el CASP1. Cuando los científicos redujeron la actividad del CASP1, los esteroides funcionaron mejor contra las células de leucemia. Los científicos también encontraron por qué los CASP1 adicionales ayudaban a las células a resistirse a los fármacos.

“La investigación busca encontrar pequeñas moléculas que puedan ayudar a revertir la resistencia a los glucocorticoides”, dijo William Evans, PharmD, de Ciencias Farmacéuticas. “Los glucocorticoides se usan para tratar el asma, la artritis reumatoide, la colitis y otros trastornos autoinmunitarios, por lo que estos resultados podrían beneficiar a una amplia gama de pacientes”.

El estudio se muestra en la revista Nature Genetics (Genética de la Naturaleza).

4 de mayo de 2015

Lea el comunicado de prensa (en inglés)

Más información